La prueba por el gusto¡Viva la agricultura tradicional!

Lleve a sus labios una taza de café equitativo Malongo y redescubra la autenticidad de los productos nacidos de la pequeña agricultura. Recuérdese hasta qué punto sobrepasan en calidad a los de la agricultura intensiva. El comercio equitativo ha entregado a nuestras papilas las ricas paletas de aromas y de sabores que se les habían robado.

El otro olvidado del mercado del café: el consumidor

La recolección a mano

En la pequeña agricultura se cultiva el cafeto en el corazón de una naturaleza difícil, en pendientes con frecuencia abruptas y lodosas a las que sólo se llega después de varias horas de marcha a pie. La recolección a la mano es la única en garantizar una calidad óptima, ya que permite escoger sólo las cerezas maduras (las más cargadas en azúcar, elemento precursor de los aromas revelados durante la torrefacción) pero es también, y con mucho, la más trabajosa. Hay que recurvar las ramas y atarlas, hacer girar una a una las cerezas sólidamente fijadas, hasta que se desprendan de sus pedúnculos. Como sólo se cosechan los granos maduros, hay que volver con frecuencia (7 pasos en Kenya) y, sin embargo, la recolecta sigue siendo una tarea festiva que se realiza en familia, en un ambiente de alegría.

 

El conocimiento de Malongo

Malongo se implica en cada etapa de la producción del café. Visitamos con regularidad a los cafeicultores, desde el mantenimiento de los cafetales hasta la cosecha, desde la extracción hasta el secado, nos apasionamos por su trabajo en un alma sencillo y cómplice. Cuidamos porque las condiciones de transporte sean las mejores (sacos de yute, contenedores aislados). Cuando el café verde llega a nuestra planta de Carros nos corresponde ejercer nuestro conocimiento técnico. Y lo mínimo para respectar el penoso y minucioso trabajo anterior, para no dañar tantos buenos cuidados, es hacer lo máximo. Recurrimos el mejor método de torrefacción que existe, lento (20 minutos) y a temperatura controlada (230°C), que permite al café revelar la quintaesencia de sus aromas. Preparamos las mezclas más armoniosas. Nuestro departamento de calidad multiplica los controles y nuestro laboratorio de Investigación y Desarrollo se dedica a mejorar nuestras técnicas de acondicionamiento. También trabaja en el diseño de las mejores máquinas.